Síguenos:

Venezuela, más allá de la crisis

Venezuela, más allá de la crisis

Publicado por Dubraswka Aguilar el 14 de Marzo del 2014

Las noticias que llegan en las últimas semanas desde Venezuela hablan de un país al borde del caos, inmerso en un conflicto social de dimensiones dramáticas. La voz de la calle y el ruido de las redes sociales han dejado en un segundo plano otros valores intrínsecos del país, que permiten otear el horizonte a mediano plazo con ciertas esperanzas. Aunque todos los analistas internacionales coinciden en señalar que Venezuela necesite de forma apremiante un giro en su política económica para salir del colapso, hay indicadores que invitan al optimismo y que permiten ofrecer otras claves lejos de la tendencia general. A la ya conocida importancia de Venezuela como uno de los mayores productores de petróleo del mundo (su exportación asciende a 2 millones de barriles de petróleo al día), se une la solidez de la presencia de las principales multinacionales del motor. Recientemente algunas de ellas han renovado sus compromisos con el país y en el plano turístico las agencias hablan de una previsión de repunte una vez superado el clima de conflicto actual. El país sigue resultando atractivo.

PanamericanWorld ha conversado con un grupo de venezolanos que, por encima de posiciones ideológicas, está profundamente comprometido con su tierra. Es una representación de ese ciudadano de a pie que trabaja, cree e invierte en su país. Éstas son las cinco razones por las cuales Venezuela es definitivamente un país cargado de oportunidades.

  1. Paisajes naturales

La madre naturaleza fue más que benevolente con Venezuela. Además de un clima prácticamente perfecto, el país cuenta con una biodiversidad impresionante y algunos de los paisajes más hermosos del planeta. De esta forma, sus habitantes, que gozan de una característica capacidad de “darle al mal tiempo buena cara”, consiguen un escape fácil a lugares como la costa caribeña, refugio ideal ante los problemas.

“El destino que más se vende es Margarita, sin duda es el favorito de los venezolanos. Viene seguido, aunque de lejos, por Los Roques y Mérida”, nos cuenta Zobeida Alvarado, asesora integral de la agencia de viajes Lusitana Tours. Aunque tiene poco tiempo en el sector turismo, ella asegura que al venezolano le encanta viajar, contra viento y marea: “El mes de enero fue muy bueno en la venta de paquetes, luego esta tendencia descendió debido a la ola de protestas, pero poco a poco el flujo ha vuelto a la normalidad. Las ganas de viajar se mantienen a pesar de todo”. Indica que el turismo extranjero proviene, en su mayoría, de Argentina, España y Colombia.

En este sentido, José Gómez, asesor turístico de otra operadora, acentúa que hacer turismo en Venezuela es muy rentable para los foráneos, debido al régimen político cambiario vigente en el país: "Venezuela es conveniente por ser un turismo económico debido al valor de la moneda. Con pocos dólares se puede hacer un buen viaje en comparación con otros destinos”. Sin embargo, aclara que la hermosura del territorio venezolano es, en sí misma, justificación suficiente para tomar la decisión de viajar. “El visitante tiene un alto porcentaje de gozar de las ventajas de un clima de verano todo el año; otro factor desde el punto de vista turístico son los paisajes icónicos como Canaima o el Delta del Orinoco donde se puede observar la cultura indígena en su propio hábitat y costumbres”, destaca.

  1. Inversión

El estricto control de divisas y de precios y un alto nivel inflación no hablan precisamente de un buen panorama para los inversionistas. No obstante, y pese a que gigantes trasnacionales como Ford, Toyota y Goodyear se han visto en serios problemas, muchas otras han reiterado su confianza en el país. De hecho, recientemente, Chrysler Venezuela disipó rumores de un presunto cierre de operaciones. “Chrysler de Venezuela, empresa con más de 55 años en el país, ensamblando y comercializando las marcas Dodge, Chrysler, Jeep y Mopar, mantiene su presencia firme y arraigada en Venezuela, asegurando el sostenimiento de empleos de calidad para sus más de 1000 trabajadores”, indicó la compañía en un comunicado.

De acuerdo con el analista de riesgo político Nicholas Watson, consultado por la revista Forbes, muchas empresas han aprendido a lidiar con las políticas gubernamentales de una manera efectiva. Apunta que: “Vale la pena señalar que Venezuela ha sido un negocio rentable y, en algunos casos, de alto margen, siendo un mercado para varias compañías”. El hecho de que Venezuela sea uno de los mayores productores de petróleo del mundo también es un aspecto a considerar, según el director del centro de investigación Econométrica, Ángel García Banchs, citado por el portal BBC Mundo: "Esto le permite a las empresas amasar una renta que no es producto de su estrategia; que no es gracias a su eficiencia o su productividad, sino a que hay mucha liquidez monetaria".

Entretanto, los mismos venezolanos no dudan en invertir en su propio país. Así lo sostiene Nunzia Auletta, del Centro de Emprendedores del Instituto de Estudios Superiores de Administración (IESA), quien destaca los altos niveles de emprendimiento en Venezuela, a pesar de la falta de apoyo a las Pymes. En este aspecto, José Gómez, asesor turístico, se muestra optimista: “Desde el punto de vista de inversión es un mercado importante para muchas empresas nacionales y trasnacionales. Se espera que la situación económica mejore con las medidas que ha iniciado el gobierno nacional, que deben ir acompañadas de otras acciones para retomar el camino de Venezuela como destino competitivo".

Por su parte, la chef Felicia Santana, dueña de su propio restaurante, Hajillo’s, dice que iniciar su propio negocio fue una decisión de amor. “Yo quiero mucho a mi país y me esfuerzo por darle a nuestra cocina el lugar que se merece. Es lo que me mueve”.

  1. Herencia cultural

De norte a sur y de este a oeste, Venezuela da fe de su espléndida historia y de su idiosincrasia. Por ejemplo, los Diablos Danzantes de Yare, colorida festividad religiosa que se celebra el día de Corpus Christi, es apenas una de las muchísimas expresiones culturales autóctonas del país y cuyo valor trasciende las fronteras, pues fue declarada Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la Unesco.

Asimismo, Venezuela ofrece la opción de revivir su historia a través de la arquitectura. No en vano, la empresa de cruceros Pullmatur reconoce que las giras al casco central e histórico de Caracas son una de las más concurridas por los visitantes que tocan el puerto de La Guaira. En este sentido, consultamos la opinión de la maestra Lola Ríos de Mendoza, quien circunscribe gran parte del estilo arquitectónico de la capital a dos períodos constitucionales. “Uno de ellos es el gobierno de Antonio Guzmán Blanco, quien fue Presidente durante tres períodos (desde 1870 a 1888). En este lapso se creó el bolívar de plata como unidad monetaria nacional, se declaró oficialmente el Gloria al Bravo Pueblo como himno nacional, se instala la Academia Venezolana de la Lengua, se construye el Teatro Municipal, el Panteón Nacional, la Capilla de El Calvario -de estilo gótico francés- y el Arco de la Federación”, apunta.

“El otro período por el que es interesante visitar Venezuela es el de Isaías Medina Angarita.  Durante su gobierno se construye lo que fue considerado como la primera urbanización de clase media de Caracas, El Silencio, que aún existe. Este lugar estaba formado por calles oscuras llenas de prostíbulos. De allí su nombre", concluye la experimentada educadora.

  1. Gastronomía

Aunque no goza de gran reconocimiento internacional, la cocina venezolana tiene la habilidad de conquistar paladares de cualquier parte del mundo, gracias a sabores amables y a una gran versatilidad. Afortunadamente, los cocineros venezolanos se han sumado a la tendencia de destacar y reinterpretar los platos tradicionales de todas las regiones, con una aceptación cada vez mayor en escenarios extranjeros.

La gastronomía de Venezuela es todo menos monótona. “La comida venezolana es muy rica en ingredientes, tanto en proteínas como en vegetales y frutas”, explica la chef Felicia Santana. Y añade: “Cuando elaboras un plato no hay limitaciones. Somos un país tropical, no tenemos estaciones, así que la frescura está garantizada. Comemos todos los tipos de carne y nos atrevemos con diferentes sabores, esa variedad es lo que nos hace tan especiales”.

Al preguntarle a Santana qué puede ofrecer Venezuela a los paladares extranjeros, no dudó en decir que lo rico, explosivo y diferente de sus sabores encantan a la primera probada. “El sabor más aceptado por el ser humano es el dulce, y precisamente el dulce es una constante en nuestros platos. También contamos con ingredientes particulares como el ají dulce, que no existe en otra parte y definitivamente le da un toque muy especial a la comida”, apuntó.

  1. Aventura

Lejos de la ciudad y de los problemas asociados a ella, los más extremos tienen un sinfín de opciones para tener experiencias realmente únicas. La selva venezolana es un lugar como ningún otro en el mundo. Caminar por formaciones montañosas milenarias, las más antiguas del planeta, es una anécdota digna de contar e inmortalizar. Caudalosos ríos, un riquísimo delta y el nacimiento de la cordillera andina también son algunas de las opciones que los amantes de la aventura pueden encontrar en Venezuela.

Akanan Travel & Adventure es un operador especializado en ecoturismo que durante todo el año propone paquetes para visitar las maravillas venezolanas. Las cada vez más estrictas políticas cambiarias han generado un interés creciente de los locales en estos destinos. “Hace unos seis meses teníamos una afluencia de turistas internacionales mucho mayor que la de venezolanos, pero como consecuencia de las dificultades para viajar al exterior cada vez son más los turistas nacionales”, relata Manuel Patiño, gerente de Ventas.

El trekking a Roraima destaca como el tour más solicitado, seguido por el combinado Canaima/Salto Ángel. Según Patiño, no hace falta un entrenamiento especial ni hay límites de edad para lanzarse a la aventura, en líneas generales sólo contar con una buena condición física es necesario.

Para Akanan, otra de las actividades favoritas en Venezuela es la escalada a los picos andinos, el Humboldt y el Bolívar, que pueden realizarse de manera individual o combinada. “El glaciar del Humboldt tiende a disminuir debido al cambio climático. Se estima que en unos 10 años podría desaparecer”, señala Patiño.

Los turistas extranjeros se sienten especialmente atraídos a estos viajes de aventura en Venezuela. En el caso de Akanan, son los japoneses los más entusiastas de estos tours.

Gallery: 

Facebook comments



Monthly newsletter featuring articles hand picked by our country managers from the best content across PanamericanWorld.



Monthly newsletter featuring articles hand picked by our country managers from the best content across the Caribbean Region on PanamericanWorld.