Síguenos:

Silicon Valley empuja a América Latina

Silicon Valley empuja a América Latina

Publicado por Juan Gavasa el 08 de Abril del 2015

Un disco duro, un DVD o un pendrive, es todo lo que necesita un cubano para guardar taquilleras películas, populares series de televisión norteamericanas, documentales o telenovelas mexicanas del Paquete Semanal, un compendio de entretenimiento audiovisual clandestino que cuesta unos dos dólares y que mantiene al día con las novedades televisivas extranjeras a los habitantes de la isla. Este paquete es la ventana a Hollywood para miles de cubanos que aún no pueden contratar el servicio de Netflix, pese a que la empresa de televisión en streaming desembarcó el pasado mes de febrero en Cuba y con ello se convirtió en una de las primeras compañías tecnológicas de Silicon Valley en llegar a la isla tras el desbloqueo económico de EEUU. De momento, “para un cubano es muy difícil contratar Netflix por la escasa conectividad a Internet y porque tampoco usamos mucho tarjetas de crédito o débito, y ocho dólares al mes es dinero para nuestro bolsillo”, cuenta Dariela Aquiqui, bloguera y periodista cubana para el Diario de Cuba y Havana Times. “Tan solo los extranjeros residentes en la isla o los familiares de cubano-americanos disfrutan del servicio”, agrega. Sin embargo Netflix no tiene prisa, su apuesta es de largo plazo. El servicio íntegro de Internet llegará a la isla. Así como llegó fuertemente a América Latina revolucionando el uso de tecnologías.

Por ello es que empresas creadas en Silicon Valley apuestan por una región joven y emergente, con fuerte penetración en el uso de smartphones. Luis Samra, director de Evernote para América Latina, explicó desde el Festival Interactivo SXSW, una de las principales citas tecnológicas en EE UU celebrado a mediados de marzo en Austin, Texas, que la región “está pasando por una gran transición tecnológica y el acceso a los dispositivos móviles es muy popular, incluso para muchas personas su primera experiencia en internet puede estar en una pantalla de cinco centímetros. La oportunidad para cualquier empresa que quiere ser global, como nosotros, es estar en esa parte del mundo”. Evernote tiene más de 10 millones de usuarios en toda América Latina y su crecimiento se ha debido en gran parte a la fuerte penetración de los dispositivos móviles. Desde San Francisco, solo cuatro personas de Evernote mueven los hilos para toda la región, con solo una oficina física en Sao Paulo, Brasil. Samra cree que desde América Latina, una región heterogénea, de gran desigualdad económica, la tecnología podría mejorar la calidad de vida en muchos países y asegura que “la siguiente gran compañía tecnológica saldrá de algún país latino, por las necesidades de la población”.

Buscando cubrir las necesidades en la calidad de vida a través del trasporte público es como Uber está creciendo rápidamente, pese a las trabas legales encontradas en Argentina y Colombia. Ana Paula Blanco, directora de comunicación de Uber para Latinoamérica, asegura que la región es uno de los puntos donde más rápidamente crece Uber en el mundo. Hasta la fecha operan en México, Colombia, Panamá, Chile, Perú y Brasil En Colombia, por ejemplo, “Bogotá es la ciudad más insegura en transporte público del mundo”, según datos de Uber a través de un estudio de la Fundación Thomson Reuters. “Por ello es que el 60% de nuestros usuarios son prácticamente mujeres”. Ciudad de México, número dos en este mismo estudio, valida la llegada de Uber gracias a que las mujeres también se mueven con mayor seguridad, según información de la empresa. Las posibilidades de Uber para dar solución a problemas de tráfico, movilidad y hasta de seguridad se verá con el tiempo. La empresa se mueve con paciencia, respaldada por un solvente capital económico, batallando con trabas jurídicas, incidentes que han hecho replantear las leyes locales en materia de movilidad. Para Hugh Forrest, director del Festival Interactivo SXSW, lugar de peregrinaje para conocer novedades tecnológicas —en 2008 Twitter lanzó su servicio desde el festival— está convencido de que “Uber será el próximo Apple” en el mundo de revolución tecnológica.

En esta revolución, las empresas de tecnología realizan estudios con datos en línea para conocer cada vez más las necesidades de sus clientes. Asimismo las compañías de marketing han debido replantear su estrategia para apuntar directamente al consumidor. La startup de alquiler temporal de casas Airbnb tiene a más de 100.000 personas inscritas en su aplicación en Latinoamérica y “el numero crece fijamente”, asegura Jordi Torres Mallol, gerente general para América Latina. Hasta la fecha la empresa está presente en Argentina, Brasil, México y Chile, en éste último país acaban de llegar y esperan ser una solución de alojamiento económico para los cientos de futboleros sudamericanos que aterrizaran en Chile para celebrar la Copa América en junio de 2015.

De Europa a Silicon Valley, de Silicon Valley a Latinoamérica llegó Prezi el año 2012. La compañía de presentaciones y animaciones nació en Budapest pero rápidamente se mudó a San Francisco para seguir con su expansión internacional, quitando mercado a Power point. “Colombia ha sido una locura, pero ahora es México el país con más usuarios cuando en 2014, la recientemente destituida periodista Carmen Aristegui, presentó datos de un reportaje con una presentación de Prezi”, cuenta Rocío Medina, directora de Prezi para América Latina, “llegando a los 2 millones de usuarios, de un total de 10 millones en toda la región”. Actualmente Latinoamérica representa el 30% del negocio mundial de la compañía de origen húngaro.

Empresas como Prezi son un ejemplo de cómo muchos productos se lanzan antes, e incluso tienen mayor éxito en América Latina. Y es que la juventud de la región, el rápido crecimiento de aparatos móviles, junto a la fuerte conectividad a Internet, han aupado la llegada de tecnologías. Así también crece el emprendimiento local. El gigante tecnológico Google abrirá un Google Campus a finales de año en Sao Paulo —para junio se tiene previsto inaugurar el Campus Google de Madrid—. Desde México, Florencia Bianco, gerente de comunicaciones corporativas de Google Hispanoamérica, sintetiza que estos son espacios para que “los emprendedores aprendan a conectarse, realicen co-working y construyan proyectos innovadores y de impacto”. Google da el espacio y las herramientas para que la comunidad de startups tengan una “casa” para buscar asesorías con la experiencia de su equipo, organicen eventos e incluso aprendan a realizar un plan de negocio y así materializar su empresa. El gigante tecnológico de Mountain View sabe donde pone el ojo.

Adriana Noreña, Gerente general de Google Hispanoamérica, tiene claro que la tecnología móvil, “es nuestro mayor desafío y oportunidad en Latinoamérica, la región con el porcentaje más alto de penetración de Internet vía smartphones, como único punto de conexión. Además, 240 millones de personas ya son “multipantalla”, siendo en su mayoría de Brasil, México, Colombia y Argentina. Más del 37% de los usuarios de smartphones en la región busca información de productos desde su celular y alrededor del 10% realiza compras desde su dispositivo. “Esto demuestra que no solo los latinoamericanos están conectados, sino también que las líneas entre los dispositivos se están esfumando: para el usuario promedio es indiferente si encontró su receta favorita viendo un video en su desktop, su celular o desde Chromecast, en su televisor”, explica Adriana.

Esta nueva realidad tiene 3 principales consecuencias que los líderes de negocios deben considerar, agrega: “En primer lugar, precisan comprender que hacer marketing en móviles es diferente, por tanto la experiencia para el usuario debe mejorar. Tener una buena presencia en móviles es mucho más que tener una aplicación. En segundo lugar, el consumo en los móviles obliga a replantear la manera en que las empresas planifican medios en una campaña publicitaria. Por último, este nuevo escenario demanda una nueva forma de medir éxito. Hay que entender que el recorrido de los consumidores cambió y continúa cambiando. Antes los consumidores buscaban en una computadora de escritorio o iban a un sitio web. Este ya no es el caso. El recorrido de los consumidores es multipantallas y on-the-go”.

Además de la empresa privada, el fomento del emprendimiento en la región también nace como plan de gobierno para algunos países. Es el ejemplo de Start-Up Chile, una organización de gobierno pionera en América Latina que nació en 2004 y que busca atraer talento emprendedor para que desarrollen su proyecto en el país andino. Sebastián Vidal, director ejecutivo de Start-Up Chile, argumenta que hasta la fecha han acogido “1100 start up de 75 países, siendo la mayoría de California y Texas”. Emulando el clima californiano, más bien mediterráneo, Santiago de Chile es considerada una de las mejores ciudades de la región para realizar negocios. La revista norteamericana Inc., cita a la capital chilena como una de las cinco mejores ciudades en el mundo para lanzar una startup, entre las mencionadas por la publicación están: Tallin, en Estonia; Estambul, Turquía; Dubái, Emiratos Árabes Unidos y Shénzhen, China.

El emprendedor interesado en comenzar su proyecto en Chile recibirá 40.000 dólares, un lugar para desarrollar su trabajo y una visa de un año. Además de atraer emprendedores extranjeros “Start-Up Chile también empuja el emprendimiento local”, explica Vidal, ya que la historia económica del país “ ha estado basada en materias primas, en especial el cobre, con esta iniciativa queremos ser un hub de mentes que nos ayuden a emprender y así crear sinergias para generar negocios con los emprendedores nacionales también. Miramos muchas cosas que tiene Silicon Valley, porque nos parecen interesantes para crecer, pero no queremos copiar”. Vidal reconoce que la “gran desventaja hoy en Chile y Latinoamérica es que no hay grandes angels investors (inversores ángeles que apuestan su dinero en proyectos iniciales), el emprendedor debe entender que hay que tener un modelo de negocio, y los negocios deben estar donde los problemas están. Y en Latinoamérica hay muchos problemas, de ahí que desde aquí pueden nacer grandes empresas que salten al mundo”, sentencia.

Y es el uso de las multipantallas, acompañadas de tecnología, lo que se espera en Cuba para que se rompa el último pedacito del muro de la guerra fría derribado en 1989 . El pasado mes de enero el presidente americano Barack Obama liberó las restricciones de las empresas de telecomunicaciones para que lleguen hacer negocio a la isla. Pero aún queda mucho por andar. Cuba sigue siendo una isla —literalmente— en el universo tecnológico latinoamericano. Son 11 millones de habitantes, de ellos muy pocos tienen acceso a Internet, algunos incluso utilizan la picarezca compartiendo línea entre varios amigos. Netflix lanzó su servicio en toda Latinoamérica el año 2011, excepto Cuba. Hoy la empresa ya está en la isla pero la diferencia poco se nota. “Nuestro deseo es ser una empresa global para 2016, lanzamos en Cuba con ese objetivo”, dice Kari Pérez, gerente de comunicación para América Latina.

Artículo completo: 

Facebook comments



Monthly newsletter featuring articles hand picked by our country managers from the best content across PanamericanWorld.



Monthly newsletter featuring articles hand picked by our country managers from the best content across the Caribbean Region on PanamericanWorld.

PANAMERICANWORLD PAISES