Síguenos:

Perú, la sorpresa del ecosistema de startups latinoamericano

Perú, la sorpresa del ecosistema de startups latinoamericano

Publicado por Clarisa Herrera el 28 de Marzo del 2014

Un poco más rezagado que el resto de los ecosistemas tecnológicos de la región, el de Perú está emergiendo como la sorpresa latinoamericana del último tiempo. Un país que en los últimos quince, veinte años ha visto florecer el emprendimiento de la mano de la actividad gastronómica, está creando progresivamente las condiciones para un industria de desarrollos tecnológicos vinculados a Internet que promete, y mucho.

Varias han sido las iniciativas que están contribuyendo a despertar la participación de emprendedores tecnológicos: por un lado la iniciativa estatal Start-Up Perú, que de forma similar a como funciona en sus capítulos de Chile o Brasil desembarcó en noviembre pasado para apoyar con mentoría e inversiones tanto a emprendedores como a organizaciones que dinamicen la actividad en ese país. Por otro lado, el Fondo para la Innovación, Ciencia y Tecnología ( FINCyT), creado por el Banco Interamericano de Desarrollo, destina ayuda económica para emprendedores así como FIDECOM, fondo de innovación creado por el Ministerio de la Producción de Perú. Finalmente, otra iniciativa denominada

Lima Founder Council pretende, como lo hace en otros países, lanzar compañías tecnológicas “de mil millones de dólares”.

Sin duda, el crecimiento del ecosistema y las iniciativas locales pro-startups fueron impulsadas por la llegada de Wayra Perú, el capítulo local de la compañía Telefónica que contribuye al crecimiento de los escenarios tecnológicos y digitales en todo Latinoamérica. La entidad, fue la punta de lanza del proceso al abrir la convocatoria a emprendedores tecnológicos hace unos tres años. Desde ese momento, como efecto dominó, empezó a desencadenarse todo el resto de las iniciativas a favor de las startups en ese país.

El encargado de explicar cómo se va gestando el nodo tecnológico de emprendimiento en Perú fue Gonzalo Villaran, Gerente de Negocios de Wayra Perú.

¿Se sienten un poco responsables del impulso que ha tomado el ecosistema de startups en Perú?

Hace poco tiempo que se ha lanzado Start-Up Perú, una iniciativa estatal que lleva a cabo algo muy similar a lo que nosotros hacemos (seed capital e incubación). Aún más, están reforzando con dinero a las incubadoras de negocios que hay aquí, para que mejoren la estructura y se pueda armar un ecosistema donde se sepa lo que cada uno está haciendo. Por un lado entonces, el Estado ya se ha involucrado. Creemos que es gracias a Wayra. Además hemos sido parte de ese desarrollo, lo cual nos llena de orgullo.

¿Existían iniciativas precedentes?

El ecosistema peruano es naciente. Comenzó a florecer unos tres años atrás, existían iniciativas más bien aisladas pero no articuladas. Las universidades contaban y cuentan con programas, pero más que nada dirigidos a alumnos, para impulsarlos a emprender. Con la llegada de Wayra -unos dos años y medio atrás- se consigue asentar la primera aceleradora de negocios tecnológicos. Se trata de una entidad que te da dinero, mentores, un espacio de trabajo y que te conecta con los negocios de Telefónica, una oportunidad única para las startups de llegar a 30 millones de clientes en Perú y 300 millones de clientes en Latinoamérica.

¿El mercado peruano ya estaba maduro para la llegada de Wayra?

No, es al revés. Wayra nace como proyecto en la región (Colombia, Argentina, Perú, México, Venezuela, Chile, Brasil) en parte para desarrollar los ecosistemas locales en donde Telefónica tiene una presencia interesante. La idea es generar desarrollo, innovación de manera local que luego pueda ser exportada. No se estaba esperando un momento específico del país sino que se crea la propuesta para Perú y se lanza, casi en conjunto, con todos los lanzamientos en la región.

¿Cómo definirías el perfil del emprendedor peruano?

Es un emprendedor educado, muchos con estudios de posgrado. Tenemos estudiantes que están aún en la universidad pero ya tienen un proyecto. Hasta señores de 50 años… hay un rango interesante. Usualmente están entre 25-38 años, en general han tenido una experiencia de trabajo, tal vez han emprendido otro negocio y tiene un equipo multidisciplinario formado.

¿En qué áreas o verticales se está dando el grueso de los emprendimientos?

Hemos tenido bastante desarrollo de ecommerce, un vertical que había sido poco explorado hasta ahora. Un caso de éxito muy renombrado para entretenimiento es Cinepapaya, otro caso interesante es PlazaPoints, sistema de fidelización multimarca. También hemos tenido proyectos en temas de transporte (por ejemplo venta de pasajes de bus online y otro que vincula generadores de carga con transportistas).

¿Son proyectos que apuntan a públicos locales o a crecer globalmente?

La penetración de Internet crece en Perú, en parte por el crecimiento en la venta de los smartphones, tenemos tecnología 4G, la banda ancha ya ha llegado a lugares remotos como la selva peruana, que estaba desconectada antes de que llegaraTelefónica. Cuando desarrollas una empresa de tecnología para Internet no hay fronteras, sería poco inteligente limitarse por país. Usualmente lo que hacemos es inculcarles que no se limiten y que empiecen en Chile y Colombia como primeros pasos para salir –porque son mercados similares, economías parecidas, culturas semejantes-. Esperamos que sean primero regionales y luego sí, globales.

Respecto del mercado de venture capital ¿existen fondos en Perú o los emprendedores lo buscan en otros mercados como el argentino o el chileno?

Usualmente la nuestra es la primera inversión que obtienen (50 mil dólares). Nosotros al final de cada proceso de aceleración de nueve meses los llevamos en el marco del demo day a que se presenten ante ángeles inversores e inversionistas de venture capital, pero sí, realmente hay un espacio que falta en Perú en ese sentido. Hay de este tipo de inversores en el país pero más abocados a nichos clásicos como Real Estate, M&A (mergers and acquisitions), pero nosotros, que brindamos seed capital, vemos que falta inversión para el crecimiento posterior (entre USD 250 mil y 2 mil millones). Quien quieran especializarse en ese nicho aquí en Perú tienen un espacio interesante allí.

¿Sobre qué aspectos habría que trabajar para mejorar el nivel de la comunidad de startups local?

Hay aceleradoras dentro de universidades y creo que somos muchas las que estamos haciendo lo mismo. Tal vez sería mejor ordenar el ecosistema, saber quién hace qué y que no todos hagamos todo, eso podría ser interesante. No estamos viendo muchos mentores, faltan mentores para los emprendedores, esa cultura del entrepreneurship, del give back o de devolver algo de lo que se ha recibido. La comunidad de mentores todavía no ha tomado forma, quizás es un tema cultural, pero hay cuestiones ahí por mejorar. El miedo al fracaso, el miedo a compartir las ideas son otros temas sobre los que también hay mucho por trabajar aún.

Facebook comments



Monthly newsletter featuring articles hand picked by our country managers from the best content across PanamericanWorld.



Monthly newsletter featuring articles hand picked by our country managers from the best content across the Caribbean Region on PanamericanWorld.

PANAMERICANWORLD PAISES